Fabricamos toallas personalizadas para empresas y eventos de toda Europa.

Proceso de manufactura de las toallas

Las toallas son productos hechos de algodón o poliéster que se usan para absorber la humedad del cuerpo de las personas que han tomado un baño, aunque también se usan en los deportes para secar el sudor o como superficies, en un día de playa. Existen distintos tipos, formas y tamaños de estos objetos y hoy te hablaremos acerca del proceso de manufactura de las toallas, de esta forma tendrás más conocimientos sobre el tema y ampliarás tu cultura general, recuerda, estas son objetos increíbles que tienen mucho que ofrecer, en nuestra web podrás conseguir una amplia variedad de Toallas Personalizadas para todos los gustos, ¿esperamos que las disfrutes!

Conoce más acerca de estos maravillosos productos

Es probable que nunca te lo hayas preguntado, sin embargo, es un tema muy interesante, conocer cómo se fabrica uno de los productos esenciales en el baño es de mucha utilidad, así sabrás todo el proceso por los que ha pasado tu paño y te seques con esta tranquilamente. Las toallas que se usan en los baños suelen ser de un solo color, sin embargo, algunas son decoradas con distintas figuras a través del bordado en máquina, con patrones llamativos hechos a través de un programa predeterminado de computadoras. Como estos objetos están expuestos a mucha agua y humedad y en algunas ocasiones se levan en agua tibia o caliente, a diferencia de otros textiles, las toallas con impresiones de baja calidad puede que no retengan sus diseños. La mayoría de las toallas tienen bordes o tejidos acabados a lo largo de los lados, los cuales se encuentran “cercados” (cortados y cosidos hacia abajo) en la parte superior e inferior. Algunos fabricantes producen los hilos que se utilizarán para el producto final, los cuales tejen, cortan, tiñen y cosen para luego distribuirlas, otros compran el hilo ya hilado a los mayoristas y solo se dedican a tejer.

Conoce el proceso de manufactura de las toallas

Comencemos por lo básico: los materiales. Estos incluyen el algodón o poliéster, todo dependerá de su composición, muchas empresas manufactureras compran su materia prima orgánica como el algodón en pacas de 227 kg al cual lo combinan con materiales sintéticos para obtener el tipo de hilo que necesitan para su producción, las telas de microfibra son producto de estas combinaciones, sin embargo, como te habíamos comentado, otras productoras no llevan a cabo este paso debido a que compran los hilos ya fabricados. Las bobinas de hilados mezcladas con materiales orgánicos y sintéticos se compran en grandes cantidades (3,4 kg en carretes), un solo carrete se puede desentrañar, alcanzando los 66.000 km. Los hilos deben ser revestidos y es necesario que tengan el tamaño adecuado para que puedan ser tejidos más fácilmente, uno de estos recubrimientos contiene PVA, el cual contiene almidón, urea y cera. La tela normalmente suele pasar por un proceso de blanqueo antes de ser teñidas, los tipos de blanqueadores varían según el fabricante, pero pueden incluir algunos compuestos, incluyendo el peróxido de hidrogeno, espuma cáustica o si la toalla debe permanecer blanca, un abrillantador óptico para que se vea más agradable, también se usan algunos químicos sintéticos de compleja composición para teñirlas. Otro de los procesos de manufactura de las toallas es el hilado, para esto se llevan a cabo los siguientes pasos:
  • El fabricante recibe las pacas de material, las cuales se rompen con una máquina Unilock autimatizada para poder abrirlas y colocarlas en el suelo, la máquina revuelve las fibras de algodón repetidamente para ir separando las impurezas como ramas, las fibras puras se soplan a través de tubos a una unidad de mezcla antes que se hilen, normalmente con fibras sintéticas como poliéster,
  • Las fibras mezcladas se soplan a los tubos donde se usan cilindros giratorios con dientes de alambre para enderezar el material y seguir eliminando las impurezas, luego se perfilan en fibras paralelas para preparar el hilado.
  • Las fibras paralelas son condensadas y trenzadas, luego se envían a otra máquina que las mezcla nuevamente y se enderezan en otros rodillos. De esta forma se obtienen fibras largas que producen hilos más resistentes, luego se enrollan y se transportan para llevar a cabo el proceso de peinado.
  • Las fibras se peinan con dientes muy finos para enderezarlas, el resultado es una larga mecha de algodón que se enrolla en unas bobinas especiales.
  • La bobina se hace girar en un hilar de anillos, el cual, mecánicamente, tira del algodón para ir separándolo, las fibras se compactan entre sí para formar un gran hilo continuo.

Ha llegado la última parte del proceso

El armado consiste en usar hilos longitudinales que están estrechamente estirados, también se usan hilos latitudinales llamados “trama” o “relleno”. Los carretes de algodón se preparan para ser insertados en una viga usada en el telar para tejer, si el hilo es comprado, se preparan los 3,4 kg. Luego, con ayuda de un haz de deformación, se anclan y envuelven  en vigas cientos de filas paralelas del material utilizado. Distintos anchos de toallas necesitan diferentes hilos de urdimbre.
Luego, las enormes vigas llenas de hilos en forma de urdimbre, se colocan en un bastidor que alberga hasta 12 vigas dimensionadas y preparadas para tejer. Los hilares deben tener el tamaño adecuado para que sean más fáciles de manipular, estos luego pasan por un proceso de recubrimiento con almidón, urea y la cera, luego se enrollan y se prensan, después pasan por un proceso de secado. Las toallas se tejen en los telares, cada uno tiene dos juegos de urdimbre, uno se encarga de darle forma al producto final, lo cual es de suma importancia. Cada conjunto de hilos son cuidadosamente colocados a través de un instrumento especializado unido a un arnés (marcos paralelos separados que pueden cambiar en sus relaciones verticales entre sí) estos arneses se elevan mecánicamente y bajan estos hilos de urdimbre de manera que la trama o relleno se pueden pasar entre ellos. Luego que esté proceso esté completado, se pasa al proceso de decoloración, seguido del corte, plegado y embalaje, sin pasar por alto el control de calidad. Esperamos que hayas más sobre el proceso de manufactura de las toallas, ¿tienes alguna duda? Envíanos tus comentarios, los parecíamos mucho o si lo prefieres, puedes compartir este post en tus redes sociales.

También te puede interesar

TIPOS DE TOALLA

Cuando hablamos de toallas y no somos expertos toalleros nos parece como si solo hubiera un tipo de toalla y nada más lejos de la

Leer más

Pide presupuesto

Proceso de manufactura de las toallas

Estas 3 preguntas nos ayudarán para poder asesorarte y ofrecerte las mejores opciones:

DISEÑO WEB ‣

ARQU · estudio gráfico y web